La (rápida) evolución en los soportes extraibles.

Como ya he comentado otras veces, y como muchas otras personas de mi generación, mi primer encuentro con la informática fue gracias a un Sinclair ZX Spectrum (de los del teclado de goma, encima) que me legó un primo mío allá por 1987, porque él se había comprado un Commodore 64. No mucho tiempo más tarde tuve mis primeras experiencias con todo un señor PC, en concreto un 8088 con 256Ks de RAM, que pronto dió paso, en el aula donde aprendía, durante el verano, a unos flamantes Amstrad PC 1512, que ya eran “potentes” máquinas con procesadores 8086 a 8 MHz, 512 Ks de RAM y gráficas CGA capaces de mostrar la increible cantidad de 4 colores a la vez… pero que por lo menos tenían modo gráfico (del que el primer PC que comenté carecía por completo). Por supuesto nada de discos duros, sólo diskettes de 5.25″ y 360Ks por disco.

De esto hace como 20 años, que puede ser mucho tiempo, pero en realidad, en términos de percepción y a escala humana, es antes de ayer. Éste es el motivo de este post, donde recopilo algunas de las formas más comunes de soportes de almacenamiento “removible”, que se han considerado alguna vez como estándar. Ahora que el equipo en el que escribo estas líneas tiene casi un Terabyte de capacidad de disco duro y 8 Gigas de RAM (por cierto, señores creativos de los anuncios de LiDL y Mediamarkt, “Giga”, en castellano, se pronuncia /Jiga/ como en la palabra “gigante”, no /yiga/ como hacen en sus anuncios; y, más en general, son “muchos Gigas”, no “muchas Gigas”). Capacidades que muchas veces pienso que me parecían inalcanzables en los tiempos en los que mi disco duro tenía 40MB y se hablaba en la prensa especializada de que no mucho más adelante tendríamos discos duros de 1GB…

memroriasmemrorias

Lo primero que aparece en la imagen es un vetusto disco de 5,25″, que como ya he comentado, tenía la increible capacidad de 360 Ks… y ahí entraba todo el MS-DOS 3.20, y casi cualquier programa de los que se usaban en aquellos primeros PCs “domésticos”; pero donde ahora a duras penas meteríamos una foto jpg de resolución baja (la que ilustra el post pesa casi 300ks). Pronto les dió el relevo su hermano de 3,5″, yo manejé durante mucho tiempo aún los de Doble Densidad, que tenían el doble de capacidad que los de 5,25″ homónimos, es decir, 720Ks, también conocí muchos ordenadores que no aceptaban discos de 3.5″ de Alta Densidad, como el que aparece en la imagen y, durante la época en la que casi era la única manera de transportar datos de un sitio para otro, los discos de Alta Densidad costaban 2 o 3 veces más caros que los de Doble, así que muchos de los que contábamos con unidades de Alta, sometíamos a los discos de Doble al taladrado para hacer el agujero en la parte inferior derecha del disco, que servía para que las unidades los distinguieran; así, a la larga, se producían errores en los discos… pero teniendo en cuenta que te ahorrabas una pasta, para todo lo que no fuera necesario mantener en el tiempo, merecía la pena. Los discos de Alta Densidad son los que han llegado casi a nuestros días (aún se usan de forma testimonial), con 1,44 MB de capacidad.

Lo que aparece debajo lo identificamos rápidamente: el CD-ROM supuso una auténtica revolución en el almacenamiento extraíble; en una época en la que muchos ordenadores no tenían discos duros de más de 210 MB y en la que muchos íbamos de acá para allá cargados con cajas de discos de 3.5″ (seguro que muchos se ven ahora mismo a ellos mismos cargando 40 o 50 discos de acá para allá); cuando era evidente que el diskette de 3.5″ se estaba empezando a quedar pequeño; de golpe aparece un soporte que, aunque no permite ser grabado en los primeros momentos, tiene 650MB de capacidad. Pronto empezaron a bajar los precios de las grabadoras, lo que supuso otra pequeña revolución; en los tiempos en los que las grabadoras eran de 2x o de 4x (media hora y un cuarto de hora de grabación por disco) y los CD-R costaban en torno a las 700 pesetas la unidad (4,20€/unidad) se empezaban a vender ya como rosquillas: por fin teníamos un medio de almacenamiento en el que poder transportar cantidades grandes de datos. En esta época los Discos Duros empezaban a llegar al Giga y pronto serían comunes los de 8 GB. Los CD’s no eran el mejor formato, pero los intereses industriales lo impusieron como estandar doméstico y el resto es historia. Otro gallo nos hubiera cantado si hubiesen triunfado los discos Magneto-Ópticos, que tenían más o menos el tamaño de un disco de 3,5″ pero llegaban a la capacidad de un CD (740MB) en aquellos momentos, pero los fabricantes propietarios del formato tuvieron poca vista.

Lo de los DVD’s es historia reciente, el éxito del formato, que ofrece como sabemos 4 GB de capacidad por disco, estaba cantado casi desde el principio; se han convertido en el medio de almacenamiento estandar, el que todos usábamos, junto con los CD’s para transportar grandes cantidades de datos hasta hace muy poco… porque en la actualidad, el verdadero sustituto del diskette, el formato que se puede considerar su heredero, es el que aparece a la derecha de la imagen y cuyo éxito ha venido de la mano de la fotografía digital: la memoria flash.

En la foto he puesto 3 fotos de tarjetas CompactFlash, para ilustrar su evolución; la primera me vino con la primera cámara digital que tuve, y es de 16MB; debajo tiene un Microdrive, de 1GB, en formato CompactFlash tipo II, que contiene un pequeñó disco duro dentro y que fue durante una buena temporada la única manera de tener tarjetas de alta capacidad a precios razonables. Debajo está una tarjeta “Extreme III” de 2GB, un formato común (incluso de hasta 16GB) entre los profesionales de la imagen digital, tipo I y de alta velocidad. Yo tengo, y uso, varias “Ultra II” de 1GB, la primera me costó más de 100€… la semana pasada he pedido una para un cliente; misma marca y modelo (Sandisk Ultra II de 1GB) y me ha costado 17€, casi 10 veces menos.

Aunque el formato CompactFlash es el mejor con diferencia entre las tarjetas de memoria, al llevar cada tarjeta su propia controladora y, por tanto, ser los problemas de compatibilidad y velocidad entre diferentes dispositivos prácticamente inexsitentes, además de tener un tamaño que las hace muy manejables sin dejar de ser compactas. El formato que se está imponiendo en dispositivos de pequeño tamaño, y no sólo cámaras de fotos, es el SD que aparece al lado: nació como sustituto de las primitivas SmartMedia, son más pequeñas y finas que las CF, pero no llevan su propio controlador, por lo que dan algún problema más (¿verdad Fran?) y ahora están en las PDA’s en casi todos los portátiles nuevos, en los portátiles ultra-compactos (como mi EEE-PC) incluso en los autorradios; si excluímos a las llamadas “llaves USB” es el formato de memoria flash más extendido… aunque no sea el mejor. Hasta el punto de que ha evolucionado para darnos lo que aparece debajo; ése diminuto trozo de plástico que contiene en su interior una memoria flash de 1GB de capacidad ,y que no es otra cosa que una tarjeta MicroSD, la que uso en mi teléfono móvil.

Ahora comparemos el tamaño de la micro SD de 1GB (y las de 2GB no son raras) y comparémoslo con el del disco de 5,25″ del principio, ése que muchos manejamos… pensemos en lo que supondría 1GB en discos de 5,25″ (sino he calculado mal, casi 3000 discos)…. ¿somos viejos de cojones, no?

Anuncios

3 comentarios sobre “La (rápida) evolución en los soportes extraibles.

  1. ¿Dónde está mi comentario, se esfumo?

    Comentaba que somo jóvenes, pero viejos prematuros tecnológicamente, cada vez que pienso el giga que llevo dentro de la PDA con 1Gb se me caen los años encima.

  2. Se fue a la cola de spam al tener una url que no conocía Akismet. Lo acabo de ver ahora al revisar la configuración del plug-in.

    Gracias por comentarlo, es más o menos lo que me pasa a mí; ayer comprobé lo mayor que soy cuando ví que gente que podría ser de la edad de mis padres no había visto en su vida el disco de 5,25¨

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s